LA PIRA: Propiedades y usos

La Pira o Yerba Caracas, es el nombre que lleva la capital de Venezuela (Caracas) esta maravillosa planta, servía como alimento a nuestros aborígenes, ellos la consideraban una hierba sagrada, la Pira esconde tras su humilde apariencia una fuente de propiedades medicinales y nutricionales muy amplias en beneficio de nuestra salud, también se le conoce por el nombre de  Amaranto, Ataco Morado. Crece en cualquier terreno y no requiere de mucho riego ni abono, su sabor es muy parecido al de la espinaca, en Venezuela solo 8 especies de esta planta se conocen existiendo unas 70 especies de Pira, sus orígenes se remontan a más de 7 mil años y fue de mucho valor nutritivo y medicinal para los Mayas, Aztecas, Incas y Caribes. El amaranto, la quinua y el maíz eran consideradas “plantas sagradas” y los españoles prohibieron su cultivo ya que las veían con malos ojos por su utilización en rituales.

Sus propiedades y usos son variados

Con las raíces y hojas se emplean para preparar infusiones que se deben tomar tres veces al día para tratar la ansiedad, la diarrea, la hipertensión, diabetes, artritis, asma, tos, fiebre, reumatismo, depresión, cáncer (Existen casos donde lo ha curado) entre otros beneficios. Sus hojas y tallos son empleados para oxigenar el cerebro y el cuerpo. Es un antiinflamatorio y combaten la fatiga y el estrés. Al oxigenar ayuda a la memoria y a la concentración. Muchos lo utilizan para aliviar patologías como el Alzheimer, Parkinson y demencia senil. Beneficios de la pira para la salud La pira es una planta llena de beneficios para la salud, puede ser utilizada en casos de diabetes, estreñimiento, osteoporosis, divertículos, hipertensión arterial e incluso insuficiencia renal. Estimula la actividad cerebral y puede aliviar las migrañas. Energizante La pira es una planta Energizante con un valor nutricional equivalente a la espinaca. Memoria La pira activa la memoria, por lo cual es muy recomendable para aliviar la senectud, el embotamiento mental y mejorar el rendimiento académico de niños, y adultos. Para aliviar problemas de la piel Para tratar ulceras de la piel se recomienda aplicar hojas machacadas en compresas jóvenes, para tratar la garganta se recomienda cocer las hojas en agua y hacer gargarismos. La piel magullada se puede tratar con hojas verdes machacadas en compresas. Alivio de malestares Las raíces y las hojas se emplean para preparar infusiones para tratar la diarrea, ansiedad, artritis, asma y mucho más. También se pueden tratar el reumatismo y la depresión. Embarazo Se recomienda consumir piras en esta etapa ya que contribuye a la salud del bebe y de la madre. Contiene minerales y nutrientes necesarios como: Hierro, fibra, calcio, fósforo, grasa, proteína de origen vegetal, vitamina C, ácido fólico y magnesio. Contribuye a la correcta formación de los huesos del feto, mantiene las reservas de calcio de la madre, previene las anomalías o defectos en el feto, alivia la anemia y evita el estreñimiento. Lactancia Se recomienda su consumo durante la lactancia porque no causa ningún efecto negativo. En algunos países se emplea la leche de amaranto o pira para alimentar a los bebes porque es alcalina, proteína y libre de alérgenos. Para los diabéticos Previene enfermedades como la diabetes. La pira no es un cereal contiene un 16% de proteína y el aporte calórico y la cantidad de carbohidratos que debe recibir un diabético. También fortifica el sistema inmune. La infusión de las hojas de pira es antipirética y las tinturas alivian la gota. La infusión se emplea para tratar la diarrea. Oxigena el cerebro La pira puede consumirse de cualquier forma para estimular y conservar los procesos cerebrales debido a su riqueza en aminoácidos. Las infusiones, sus granos y sus hojas tienen propiedades beneficiosas para el cerebro.

Contraindicaciones de la pira

Puede provocar problemas en personas que padecen de colon irritable tales como diarrea y cólicos abdominales. También debe evitarse el consumo en exceso para evitar molestias.


Facebooktwittergoogle_plus

Etiquetas:

FUNDAPATRIMONIO